16 de Abril 2021

Noticias

05/03/2021

La ruta del genoma de COVID 19 en Santa Fe

CrossCiencia. Un grupo interdisciplinario de investigación, perteneciente a nuestra universidad, se dedicó a secuenciar el genoma del virus de COVID 19 durante la pandemia y logró conocerlo por completo. En esta nota te contamos sobre los detalles del proceso y sus protagonistas.


Tags: CrossCiencia Genoma Covid-19  



Los virus mutan a medida que circulan en distintas poblaciones, y el virus responsable del COVID 19, no es la excepción: con la circulación local, va produciendo muchas variaciones en su estructura genómica. Es necesario identificarlas a todas (o la mayor cantidad posible) para saber qué cepas son las que circulan en cada lugar, y luego mantener la llamada “vigilancia epidemiológica”. Esto puede influir en el diseño de los kits de detección o las vacunas, por ejemplo. 

Un grupo interdisciplinario de investigación, perteneciente a nuestra universidad, se dedicó a secuenciar el genoma del virus que provoca el COVID 19 durante la pandemia y logró conocerlo por completo.

El equipo de investigación está integrado por cuatro grupos diferentes que trabajaron articuladamente

Facultad de Bioquímica y Farmacia UNR e IBR CONICET UNR: Adriana Giri, Elisa Bollatti, Pablo Casal, Agustina Cerri, Diego Chouhy, María Florencia Re y Gastón Viarengo.

Facultad de Ciencias Exactas, Ingeniería y Agrimensura UNR y CIFASIS CONICET: Elizabeth Tapia, Pilar Bulacio, Joaquín Ezpeleta, Ignacio García Labari, Flavio Spetale, Javier Murillo, Laura Angelon y Sofía Lavista Llanos.

Facultad de Ciencias Médicas UNR e IDICER CONICET UNR: Silvana Spinelli.

Laboratorio Mixto de Biotecnología Acuática (UNR - Secretaría de Ciencia, Tecnología e Innovación de Santa Fe): Silvia Arranz, Vanina Villanova y Victoria Posner.

Las investigadoras que forman parte del proceso, desde el punto de vista biológico pero también desde la informática, explicaron -paso a paso- cómo investigan, de qué manera llegaron a este descubrimiento y cómo sigue este proyecto de investigación una vez superado el objetivo clínico epidemiológico inicial. Elizabeth Tapia, investigadora de la Facultad de Ciencias Exactas, Ingeniería y Agrimensura de la UNR y de CIFASIS CONICET, cuenta: “Desde el punto de vista técnico, para nosotros que somos informáticos y bioinformáticos, este hallazgo se traduce en un archivo que se podría imprimir en ocho hojas A4 con letra tamaño normal”. Sobre el primer paso que compone este proceso de investigación, agrega que los investigadores y las investigadoras del área de epidemiología y clínica “entregan un tubito” que conforman las muestras que luego se procesarán en equipos de bioinformática, traduciendo esa información biológica valiosa a texto.

Mirá de qué se trata:

Muchas veces, sólo nos enteramos de los resultados finales de una investigación y no conocemos qué actores intervienen en los procesos, cómo articulan el trabajo conjunto o qué tecnologías utilizan. En este caso, investigadores e investigadoras de las ramas de virología, epidemiología, clínica, inmunología, biología e informática de la UNR se unieron, desarrollando softwares y tecnologías propios, para llevar a cabo exitosamente esta secuenciación y así dejar un aporte a proyectos actuales y también futuros que contribuyan a paliar los efectos de esta pandemia en la salud de la población. 

Conocé más sobre cómo trabajaron interdisciplinariamente en este video:

Si bien aún falta mucho para mitigar los efectos de la pandemia en el mundo -sobre todo luego de la aparición de las nuevas y más contagiosas cepas del virus- con estos avances científicos (que son fruto del trabajo mancomunado y del esfuerzo y cooperación de diferentes actores de la ciencia y la tecnología local) hoy estamos más cerca de encontrar algunas respuestas y soluciones al desafío que representa el tratamiento de este nuevo coronavirus para la salud pública.

 


  • Por Comunicación de la Ciencia