30 de Marzo 2020

Noticias

06/11/2018

Edición génica: aplicaciones para el mejoramiento de cultivos


La técnica que permite “cortar y pegar” genes simplifica las metodologías usadas hasta el momento para la modificación de genes en diversos tipos de organismos. Especialistas comentan sobre los avances y aplicaciones en plantas. Se adjuntan sus presentaciones.


Tags: jornadas de ciencia y tecnología espacio secyt  



Por Claudio Pairoba*

El 17 de octubre se desarrolló el panel “Edición génica: fundamentos, regulación y aplicaciones en maíz y otros cultivos”, integrado por Marcela Dotto, Carlos Pérez y Gustavo Abratti. La actividad tuvo lugar en el marco de la XII Jornada de Ciencia y Tecnología organizada por la Secretaría de Ciencia y Tecnología de la Universidad.

La irrupción de esta innovadora tecnología ha simplificado procedimientos y acortado tiempos necesarios para obtener resultados. La situación planteada requiere de un mayor análisis sobre sus implicancias, razón por la cual la organización de un panel se consideró una herramienta necesaria y apropiada.

Para una breve revisión de la tecnología ver aquí.

Aspectos básicos y aplicaciones
Marcela Dotto presentó la charla “CRISPR: de la ciencia básica al desarrollo tecnológico. Fundamentos de la técnica y aplicación para el estudio de un miRNA de maíz”, desarrollando desde aspectos básicos de la metodología hasta un caso específico. “CRISPR es una tecnología que ha sido muy rápidamente adoptada por la comunidad científica a nivel mundial. Es una herramienta muy poderosa que permite lograr resultados exitosos a un bajo costo y que ya ha demostrado su utilidad para la edición génica en cultivos de importancia agronómica”, comentó la investigadora. Respecto a las perspectivas futuras indicó que “en un futuro cercano se esperan nuevas modificaciones que amplíen las aplicaciones de esta técnica y aumenten aún más su uso en distintos organismos”, poniendo de manifiesto los variados caminos que se abren.

Bioheuris: una “startup” reciente
Por su parte, Carlos Pérez (gerente general de Bioheuris S.A.) expuso sobre “Desarrollo de cultivos resistentes a herbicidas por edición genómica”. Presentando la visión desde un emprendimiento privado, Pérez se centró en el estado actual de las malezas que se vuelve resistentes a los herbicidas. “La vida útil de las estrategias de control de malezas está limitada por la aparición de malezas resistentes, que aparecen (mayoritariamente) como resultado de la presión de selección ejercida por la aplicación de un mismo herbicida durante tiempos prolongados”, destacó. Al referirse al trabajo que realizan desde su empresa remarcó que “Bioheuris está trabajando en metodologías de edición génica múltiple, lo que permitirá utilizar combinaciones de herbicidas. La posibilidad de aplicar mezclas sinérgicas de herbicidas con distintos mecanismos de acción permitiría además reducir la dosis de cada uno de ellos, contribuyendo además al cuidado del medioambiente”.

Aspectos regulatorios
Gustavo Abratti (Corteva Agriscience) participó con su charla “Nuevas tecnologías de mejoramiento (NBT) y Edición Génica. Situación regulatoria y aplicaciones en mejoramiento de maíz”. Durante su exposición, Abratti realizó una recorrida histórica de los aspectos regulatorios, mencionando a las plantas transgénicas y reflexionando sobre la necesidad de crear nuevas clasificaciones para organismos modificados por edición génica. “En un ambiente altamente competitivo y con muchos cambios endógenos (por ejemplo, avances de las técnicas agronómicas) y cambios exógenos (cambio climático, aumento de la población mundial) es sumamente importante aprovechar cualquier herramienta disponible que sirva para generar cambios útiles para el objetivo final de producir más y mejores alimentos y es muy lamentable rechazar herramientas útiles con argumentos ideológicos o hasta casi supersticiosos”, indicó el especialista. En cuanto a la regulación de la nueva tecnología enfatizó que “las técnicas de edición, con un marco regulatorio adecuado, abren también la posibilidad generar desarrollos locales de startups y aparición de modelos de empresas o negocios que se basan en este tipo de técnicas que serían impensables para tecnologías anteriores comparables (ej: organismos genéticamente modificados)”.

Sobre el mismo tema, Pérez destacó que la Argentina fue el primer país en establecer una normativa para la regulación de este tipo de metodologías. “De hecho, Bioheuris realizó una consulta formal a la Dirección de Biotecnología (dependiente del Ministerio de Agroindustria), la que consideró que el producto que estamos desarrollando no será considerado como un organismo genéticamente modificado”, indicó. Asimismo agregó que otros países en el mundo están siguiendo los lineamientos establecidos por las autoridades regulatorias argentinas. De particular importancia por sus mercados son los casos de Brasil, Colombia, Estados Unidos, Japón, Australia, Sudáfrica y Nueva Zelanda, mientras que se espera que la Unión Europea adopte una decisión durante este año. “Estas cuestiones bajan notablemente el umbral de entrada y facilitan tanto el desarrollo de nuevas tecnologías como su incorporación a los cultivos por parte de empresas de menor tamaño”, finalizó.

Del conocimiento a la aplicación pasando por la comunicación
Los especialistas dieron su visión sobre las posibilidades de aplicación del nuevo desarrollo tecnológico así como su adopción por el mercado. Abratti expresó que “las discusiones de cómo estas nuevas técnicas y los productos obtenidos mediante la aplicación de las mismas son reguladas y manejadas en cada país, y cómo son percibidas por los consumidores, se vuelve muy relevante ya que de ello depende que estas innovaciones lleguen a los campos y a los platos de los consumidores o deban esperar muchos años (probablemente volviendo cualquier desarrollo inviable económicamente)”.

Al referirse a la situación, Perez destacó que “una de las características de gran atractivo de la edición génica es que permite acortar considerablemente los tiempos de llegada al mercado”. En cuanto a la concreción de este paquete tecnológico resaltó que “la posibilidad de trabajar directamente sobre líneas elite, y la interacción temprana entre las plataformas de desarrollo de las tecnologías con las de mejoramiento de semillas y la formulación de combinaciones de herbicidas acelera el desarrollo del paquete tecnológico y aumenta sus chances de éxito”.

La comunicación a la sociedad de esta nueva tecnología constituye un aspecto clave y Abratti consideró que “es muy importante difundir y explicar las posibilidades que permite esta técnica y favorecer el dialogo con otros sectores de la sociedad que puedan beneficiarse con estos avances pero que al momento están poco informados y sin posibilidad de aportar otros ángulos en la discusión”.

En cuanto al rol de la Universidad, indicó que “la Universidad como ámbito para este tipo de conversaciones es muy importante. Y para una universidad como la Nacional de Rosario con graduados e investigadores de las áreas de Biotecnología y Ciencias Agrarias (mejoramiento genético) es muy importante generar estas vinculaciones y conversaciones entre distintos actores de un tema con tantas dimensiones”.

A título personal
Marcela Dotto
- Investigadora Asistente, Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas, Universidad Nacional del Litoral
- Docente, Cátedra de Biología Molecular, Facultad Cs. Bioquímicas y Farmacéuticas, Universidad Nacional de Rosario
- Doctora en Biología Molecular y Biotecnología, Universidad Nacional de San Martín, Buenos Aires
- Licenciada en Biotecnología, Universidad Nacional de Rosario

Carlos Pérez
- Bioheuris S. A.
   Socio Fundador / Gerente General
- Profesor de Biotecnología e Innovación Tecnológica
   Facultad de Ciencias Empresariales, Maestría de Agronegocios, Universidad Austral (Rosario)
- Bioquímico y Doctor en Ciencias Bioquímicas
   Facultad de Ciencias Bioquímicas y Farmacéuticas, Universidad Nacional de Rosario

Gustavo Abratti
- Corteva Agriscience
- Master en Alta Dirección “MBA” Especialidad Gestión de la Ciencia e innovación de la European Open Business School, Universidad   Rey Juan Carlos.
- Magíster Scientiae en Producción Vegetal, orientación Genética y Mejoramiento, Universidad Nacional de Mar del Plata
- Licenciado en Biotecnología, Universidad Nacional de Rosario

 

*Miembro de la Escuela de Comunicación Estratégica de Rosario y la Red Argentina de Periodismo Científico. Acreditado con la American Association for the Advancement of Science (Science) y la revista Nature.

 

 

 


  • Por Claudio Pairoba