20 de Febrero 2019

Noticias

04/11/2016

Estudiantes y graduados de la UNR premiados en Campus Party

Son de las carreras de ingeniería electrónica y arquitectura. Presentaron un proyecto para medir la polución ambiental en Rosario.


 



Del 26 al 30 de octubre de 2016 se llevó a cabo en Tecnópolis el evento Campus Party, donde se realizaron charlas, talleres y desafíos. Entre esos desafíos se encontraba el Environmental Smart Metering, organizado por Personal, en el que había que desarrollar el software y los dispositivos/sensores necesarios para la implementación de una solución para medir y geolocalizar variables de la calidad del medio ambiente y optimizar el consumo energético.

 

Ivan Oliva y Ariel Sperduti, graduados de Ingeniería Electrónica, fueron a Campus Party de la mano de la Secretaría de Vinculación Tecnológica de la UNR a participar de este desafío. Llegaron tarde: comenzaba a las 15hs, pero ellos arribaron al lugar a las 18. "Hay que decir que contamos con el factor suerte", relata Oliva, quien agrega: "cuando llegamos, por casualidad estaba la gente que organizaba el evento, que nos permitieron participar igual, pero antes de que nos vayamos nos tiraron la buena noticia de que necesitábamos ser más de dos. Ahí encontramos a las chicas". Así, dos graduados de ingeniería electrónica, empezaron a trabajar con dos estudiantes de arquitectura (Paula Barra y Agustina Berrueta). El factor de unión: todos participan de UNR Emprende.

 

Ariel e Ivan tenían la idea desde antes: "Estábamos participando en un concurso anterior, ya estábamos trabajando con el Internet de las Cosas, y nos interesó el Campus Party, somos ingenieros electrónicos, y como era un evento relacionado con la tecnología nos interesó participar. Había charlas, talleres y distintos desafíos. Uno de estos era el de Personal, y estaba relacionado con el tema que nosotros estamos trabajando. Había que agregar algunas cosas distintas que no conocíamos, como geolocalización, y buscar algo que tenga impacto con el medio ambiente. Entonces dijimos, ¿por qué no pensar alguna idea para prepararla y desarrollarla en el desafío? Se nos ocurrió el tema de medir la contaminación ambiental y participar con este proyecto en el desafío", explica Oliva, a lo cuál Paula Barra agrega: "Nos invitaron a sumarnos, nos pareció copada la idea y le dimos la vuelta de rosca por el lado del urbanismo. Aportamos desde nuestra profesión, desde nuestro oficio."

 

El trabajo en el desafío era frenético: En 24 horas (desde el jueves a las 15 hasta el viernes a la misma hora) debían desarrollar su idea, hacer un prototipo que funcionara y una presentación en un video de un minuto. Más tarde, a las 18hs del viernes anunciaban quiénes eran los 6 finalistas. Esos finalistas tenían que exponer ante un jurado, mostrar el producto andando, contar la idea y cómo la iban a desarrollar. Cuando se hizo la ceremonia de cierre anunciaron a los tres ganadores. Paula Barra comenta: "Seguíamos con los ritmos de trabajo, estudiamos arquitectura y tenemos un ritmo de trasnochar un poco más, entonces nos acostábamos a las 3 de la mañana y allá había un ambiente de nerds, en donde estaban todos programando, trabajando para los distintos retos que había, y con Agustina nos habíamos quedado haciendo una parte del trabajo hasta esas horas, ellos se levantaron a las 6 de la mañana, después nos encontrábamos más tarde, la verdad fue muy divertido."

 

El producto que desarrollaron permite medir la contaminación del aire. Berrueta y Barra buscaron estudios ambientales para saber qué estaba pasando en Rosario, qué normativas existían, cómo funcionaban las regulaciones para construir un diagnóstico, y en función del mismo ver cómo podían sumar al estado de situación de la ciudad.

 

Ariel Sperduti explica: "El proyecto es un dispositivo portatil que permite medir en tiempo real la contaminación del ambiente. El aparatito este envía los datos a la nube, donde son almacenados y a su vez se procesan para mostrarse en un mapa de Google, y podés ver en tiempo real cuál es el valor de la medición, en qué lugar se realizó y a qué hora. Eso fue la base, luego habrá que seguir trabajando para agregar más funcionalidades", a lo cuál agrega Berrueta: "Lo que está bueno en función de lo que ya existía en Rosario, lo innovador que tiene este proyecto, es que se puede medir en tiempo real y constantemente, en contraposición a lo que ya existía, que no se medía en tiempo real, sino que había estaciones físicas (estos prototipos son móviles), entonces esta herramienta es más flexible, permite llegar a más lugares, se pueden saber las horas pico, saber el grado del alcance que tiene cada foco emisor. En Rosario hay varios tipos de emisores, hay unos que llegan a tres kilómetros y otros que no pasan de una cuadra."

 

Este proyecto obtuvo el segundo lugar en el desafío, y ahora buscan perfeccionarlo y agregar funciones al dispositivo.


  • Periodistas: Sec. de Comunicación
  • Fotógrafos: Pablo Correa

+Info

Secretarias

Programa AVE Nodocente - Nueva fecha de cierre

  • 20 de Febrero 2019
Secretarias

Especialización en Ortopedia y Traumatología.

  • 19 de Febrero 2019