19 de Febrero 2018

Noticias

22/11/2011

Nuevo tratamiento para el síndrome de boca ardiente

La Cátedra de Estomatología realizó una investigación para tratar esta enfermedad, caracterizada por el ardor en la mucosa oral sin lesiones que lo justifiquen.

 


 



Las personas que padecen el síndrome de boca ardiente tienen una  sensación de “quemazón” que compromete generalmente a la lengua, localizándose comúnmente en la punta y los bordes, pudiendo llegar también a los labios, el paladar y la mucosa yugal, e incluso a la garganta y el suelo de la boca. Afecta con mayor frecuencia a las mujeres, mayores de 60 años, en el periodo posmenopáusico.
 

Las carencias de hierro, ácido fólico y vitamina B constituyen los factores generales que provocan la enfermedad  sumado al  hábito de empuje lingual sobre los dientes, los traumatismos dentarios, la presencia de sarro, las superficies de prótesis ásperas o con bordes agresivos,  las reacciones alérgicas a materiales dentales (cobalto, mercurio, níquel, acrílicos), los irritantes químicos como lápices labiales, pastas dentífricas, ácido nicotínico y uso prolongado de colutorios.
 

Además, los pacientes que la padecen presentan un gran componente emocional, stress psicológico y tendencia a la neurosis. Son muy frecuentes los cuadros clínicos de ansiedad y depresión asociados a trastornos psiquiátricos familiares.
 

Debido a la característica multifactorial de esta enfermedad, no existe aún un tratamiento específico establecido que tenga un efecto benéfico comprobable. Es por ello que, en el marco de la Maestría en Medicina Oral de la Facultad de Odontología, se investigaron diferentes líneas, según explicó la Dra. Lilia Escovich, Titular de la Cátedra de Estolmatología.
 

Un grupo investigó la saliva, otro se ocupó de los factores traumáticos como originantes de ese ardor bucal y el tercero, se centró en la medicación. “Cuando el paciente que vino a la consulta no tenía alteraciones de saliva, ni infecciosas, ni factores traumáticos, pasaban a ser medicados para ese síndrome de ardor bucal”, explicó la Dra.
 

 

Combinación de drogas

 

 

El ensayo clínico se realizó entre 120 pacientes, atendidos en el Servicio de la Cátedra, que presentaban este problema hacía más de tres meses y que aceptaron participar, previa firma del consentimiento Informado y de haber sido aceptados por el Comité de Bioética de la institución.
 

El objetivo de este trabajo fue comprobar la eficacia del acido alfa lipoico (ALA), y de la gabapentina (GABA), utilizadas tanto en forma individual como  conjunta, para la disminución de la sensación de ardor de los pacientes.
 

“Vimos la necesidad de probar nuevas formas de administrar las drogas. GABA es un psicofármaco que se utiliza en patologías dolorosas crónicas y ALA es un componente natural del organismo que a veces está en escasa cantidad y actúa sobre las terminaciones nerviosas periféricas”, sostuvo el Odontólogo Edgardo López.
 

Los fármacos administrados tanto por separado como en forma conjunta, fueron beneficiosos para disminuir los síntomas del síndrome de boca ardiente. La mayor cantidad de resultados favorables se obtuvieron en aquellos que recibieron la combinación de ambas drogas, con un 70% de casos con disminución del ardor y con una probabilidad 13 veces mayor de presentar alivio con respecto a los que recibieron placebo.


 


  • Periodistas: Victoria Arrabal
  • Fotógrafos:
  • Infografía:
  • Realizadores: Anahí Lovato